Fargo vuelve a lo grande

Hay algo en ese universo que los Coen crearon allá por 1996 que nos atrae mucho, demasiado. El hecho de convertirse en juez y parte de una serie de muertes, meteduras de pata y rifirrafes entre mafiosos es algo normal en Fargo, y eso al espectador (que ya ha estado en la piel de Walter White) le gusta mucho, muchísimo.

Ayer arrancó, en Canal + Series, la segunda temporada y precuela de Fargo, serie creada por el novelista Noah Hawley bajo la producción ejecutiva de Joel y Ethan Coen, que nos adentra un poco más en el maravilloso mundo del humor negro, la muerte y, por encima de todo, la alta calidad cinematográfica, musical y de guión que tiene la ficción. 

MV5BMjM3NDAxNjMwNl5BMl5BanBnXkFtZTgwMTk5Mjk5NjE@._V1__SX1303_SY585_
Ted Danson y Patrick Wilson en la escena del crimen

La nueva temporada de esta serie antológica (series que comparten título sin repetir tramas o personajes) se presenta como un nuevo thriller policíaco marcado por la estética del cine negro, como Muerte entre las flores y otra cantidad de obras de los Coen que tanto han influido a su creador. Si en la primera temporada los hechos tenían lugar en 2006, la nueva historia transcurre en los años 70, concretamente en 1979, siendo el foco de atención la zona de  las Sioux Falls (Dakota del Sur) y Luverne (Minnesota). Es en esta época en la que tiene lugar el famoso caso de Sioux Fall al que Lou Solverson (Keith Carradine) hacía mención durante la primera temporada.

Ahora, en 1979, Lou Solverson (interpretado por Patrick Wilson) es un joven agente de policía que investiga un caso que involucra a una familia de criminales de la zona con una importante mafia. Junto a él está el sheriff Hank Larsson (Ted Danson), veterano de la Segunda Guerra Mundial y su suegro. Ambos llevan a cabo esta investigación en la que se ven envueltos el rollizo matrimonio Blomqist (Kirsten Dunst y Jesse Plemons), una suerte de paletos de pueblo que la van a liar pardísima. Tal es así, que Peggy y Ed Blomquist ya nos han regalado una escena (marca de la casa) haciendo gala de ese surrealismo y violencia tan característicos en Fargo. 

Aunque en esta serie, ganadora del Emmy a mejor Miniserie de 2014, estamos acostumbrados a que todo plano sea brillante, y cada escena de violencia sea una auténtica maravilla.

Entre la multitud de tramas y personajes también veremos en esta temporada a Jean Smart, Cristin Milioti, Nick Offerman, Jeffrey Donovan, Bruce Campbell o Kieran Culkin, actores que más de una serie querría para sí misma.

No vamos a encontrar series tan buenas como Fargo, con su gran factura visual, y que levanten con tanta facilidad el handicap de ser muy buenas en sus comienzos y darse el batacazo con la segunda temporada (sí hablo de True Detective) .

Así que toca disfrutar, porque Fargo ha vuelto, y lo ha hecho a lo grande.

Anuncios

Publicado por

israelvlopez

Un clásico, me gustan las series, vi Twin Peaks siendo casi un bebé, me pasé la adolescencia enganchado al Plus gracias a Friends, en House encontré la acidez que me caracteriza y Breaking Bad me parece una obra maestra. Devoro patatas fritas y gané en Spoiler disfrazado de Sherlock, lo típico.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s